Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

LabMedica

Deascargar La Aplicación Móvil

BECKMAN COULTER, INC.

Comparan un panel de análisis diagnósticos para el cáncer de pulmón

Por el equipo editorial de Labmedica en español
Actualizado el 30 Sep 2019
El cáncer de pulmón es la causa principal de muerte por cáncer. Los carcinomas de pulmón de células no pequeñas son el tipo más común de cáncer de pulmón. Se pueden dividir además en adenocarcinomas y carcinomas escamocelulares. La clasificación exacta de estos tumores es importante para seleccionar las mejores opciones de tratamiento para los pacientes.

Las pruebas inmunohistoquímicas ayudan a mejorar el diagnóstico histopatológico del cáncer. Sin embargo, se utilizan muchos anticuerpos en el proceso y no hay datos sobre los paneles de anticuerpos que funcionan mejor para el diagnóstico de los carcinomas de pulmón. El uso de marcadores apropiados para esta identificación es crucial para conservar el tejido de los pacientes con el fin de poder realizar pruebas moleculares adicionales que podrían guiar las decisiones de tratamiento y tener implicaciones pronósticas.

Imagen: El Microarrayer Manual de Tejidos Quick-Ray (Fotografía cortesía de Unitma).
Imagen: El Microarrayer Manual de Tejidos Quick-Ray (Fotografía cortesía de Unitma).

Los patólogos de la Universidad de Flinders (Bedford Park, Australia) seleccionaron una cohorte de 200 pacientes, diagnosticados con adenocarcinomas (ADC) o carcinomas escamocelulares (SCC) en el Centro Médico Flinders entre 1991 y 2011. A todos los pacientes les hicieron un diagnóstico histológico usando las muestras de resección y los casos se reclasificaron según la clasificación de la OMS de 2015 de tumores de pulmón. Estos casos habían sido diagnosticados inicialmente con base en la morfología, la inmunohistoquímica (IHC) y la microscopía electrónica.

Se perforaron cilindros de tejido con un diámetro de 2,0 mm de regiones tumorales representativas de cada bloque de tejido donante y se introdujeron en el bloque de parafina del receptor utilizando un Microarrayer de Tejido Manual Quick-Ray (Unitma Co., Ltd., Seongnam, Corea). El tejido de control se incluyó en cada microarray de tejidos (TMA). Hubo 116 SCC y 84 ADC. El equipo realizó la IHC en un inmunocoloreador Ventana BenchMark ULTRA (Ventana Medical Systems, Inc., Tucson, AZ, EUA) con tres clones TTF-1 (SP141, SPT24 y 8G7G3/1), Napsin A, p40, p63 y CK5/6 y se determinaron los paneles de cuatro o dos marcadores que mejor ayudaban a identificar los adenocarcinomas y los carcinomas de escamocelulares.

Los científicos informaron que sus resultados mostraron que el mejor panel de cuatro marcadores utilizó TTF-1 (clon SP141), Napsin A, p63 y CK5/6 con una sensibilidad del 98,3% y una alta especificidad del 91,7%. El mejor panel de dos marcadores fue TTF-1 (clon SP141) y p63 con 96,5% de sensibilidad y 85,71% de especificidad. Los autores concluyeron que, dado que existen variaciones en el desempeño de diferentes clones de anticuerpos TTF-1 por IHC, el clon elegido puede aumentar el valor diagnóstico para diferenciar los adenocarcinomas de los carcinomas escamocelulares. En los paneles analizados, la supervivencia de los casos concordantes con el diagnóstico tuvo una supervivencia más larga en comparación con aquellos que eran discordantes. Sin embargo, la diferencia no fue estadísticamente significativa. El estudio fue publicado el 11 de septiembre de 2019 en la revista Pathology and Laboratory Medicine International.

Enlace relacionado:
Universidad de Flinders
Unitma Co., Ltd
Ventana Medical Systems


Últimas Patología noticias



GLOBETECH PUBLISHING LLC