Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

LabMedica

Deascargar La Aplicación Móvil

RANDOX LABORATORIES

Asocian la densidad de los neumococos en la nasofaringe con la enfermedad pulmonar invasiva

Por el equipo editorial de Labmedica en español
Actualizado el 05 Nov 2019
Streptococcus pneumoniae (neumococo) es una de las causas bacterianas más importantes para la aparición de neumonía entre los niños y los adultos en todo el mundo. La colonización neumocócica nasofaríngea es común en los niños pequeños y representa un paso inicial crítico en la progresión a la enfermedad invasiva.

Se han asociado los aumentos en la densidad de los neumococos en la nasofaringe con la aparición de enfermedades respiratorias y también podrían desempeñar un papel en la transmisión de la bacteria a otras personas. Los virus respiratorios se detectan con frecuencia en la nasofaringe de niños pequeños durante los períodos asintomáticos.

Imagen: Una imagen tridimensional (3D) generada por computadora de un grupo de bacterias Gram-positivas, Streptococcus pneumoniae, que causan la enfermedad neumocócica invasiva. La recreación artística se basó en imágenes de microscopía electrónica de barrido (SEM) (Fotografía cortesía de Dan Higgins/Centros de Control y Prevención de Enfermedades de los EUA).
Imagen: Una imagen tridimensional (3D) generada por computadora de un grupo de bacterias Gram-positivas, Streptococcus pneumoniae, que causan la enfermedad neumocócica invasiva. La recreación artística se basó en imágenes de microscopía electrónica de barrido (SEM) (Fotografía cortesía de Dan Higgins/Centros de Control y Prevención de Enfermedades de los EUA).

Un equipo internacional de científicos que trabaja con el Centro Médico de la Universidad de Vanderbilt (Nashville, TN, EUA), inscribió a niños menores de 3 años, residentes en el área de estudio en el Perú, que fueron evaluados prospectivamente para detectar en ellos síntomas de la enfermedad respiratoria aguda (IRA) durante las consultas semanales al hogar. Un episodio de IRA se definió como la presencia de tos o fiebre y el equipo consideró que un niño era asintomático si tenía rinorrea sola o no tenía síntomas de IRA.

Los investigadores recolectaron muestras en hisopos nasofaríngeos de cada niño mensualmente, independientemente de si los síntomas de IRA estaban presentes o no, y analizaron los hisopos por cultivo bacteriano para la identificación neumocócica y la reacción en cadena de la polimerasa cuantitativa (qPCR) para las determinaciones de densidad neumocócica. Se recolectó un subconjunto de muestras nasofaríngeas durante períodos asintomáticos a las que les practicaron pruebas de PCR de transcripción inversa en tiempo real (rRT-PCR) para virus de la influenza (tipos A, B y C), virus sincitial respiratorio (VSR), metaneumovirus humano (MPV), rinovirus (HRV), adenovirus (AdV) y virus de parainfluenza (VPI) tipos 1–3.

El equipo informó que, en un total de 849 muestras nasofaríngeas recolectadas durante los períodos asintomáticos de 480 niños, se realizaron tanto pruebas virales como determinaciones de la densidad neumocócica. Se detectó neumococo en 566/849 (67%) muestras nasofaríngeas de niños asintomáticos. Se detectaron al menos un virus respiratorio en 357/849 (42%) muestras de niños asintomáticos, más comúnmente HRV (31%) y AdV (11%), mientras que las detecciones de influenza, MPV, PIV y VSR en niños asintomáticos fueron poco frecuentes (<3%).

Las densidades neumocócicas totales (que abarcan todos los serotipos presentes) durante los períodos asintomáticos fueron significativamente más altas cuando se detectó un virus respiratorio que cuando no se detectó ningún virus. En análisis ajustados, el aumento de la densidad neumocócica se asoció significativamente con el riesgo de una IRA posterior, mientras que la detección viral asintomática sola se asoció con un menor riesgo de IRA posterior.

Los autores concluyeron que las detecciones virales durante los períodos asintomáticos están asociadas con aumentos en la densidad de colonización neumocócica en la nasofaringe. Además, encontraron que la densidad neumocócica, especialmente a niveles altos, está asociada con el desarrollo posterior de IRA en niños pequeños en el Perú. Estos hallazgos sugieren que las interacciones entre los virus y los neumococos en la nasofaringe durante los períodos asintomáticos podrían tener un papel en la aparición de IRA posteriores. El estudio fue publicado el 15 de octubre de 2019 en la revista Emerging Infectious Diseases.

Enlace relacionado:
Centro Médico de la Universidad de Vanderbilt


Últimas Microbiología noticias