Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

LabMedica

Deascargar La Aplicación Móvil
Noticias Recientes COVID-19 Química Clínica Diagnóstico Molecular Hematología Inmunología Microbiología Patología Tecnología Industria

Bacterias intestinales son indicadores posibles del riesgo de cáncer de colon

Por el equipo editorial de LabMedica en español
Actualizado el 06 Oct 2021
El cáncer colorrectal (CCR), también conocido como cáncer de intestino, cáncer de colon o cáncer de recto, es el desarrollo de cáncer de colon o recto. Los signos y síntomas pueden incluir sangre en las heces, cambios en las deposiciones, pérdida de peso y fatiga.

El cáncer colorrectal es un problema de salud importante en todo el mundo. La creciente evidencia del papel de la microbiota intestinal en el inicio del CCR ha despertado interés en enfoques que se dirigen a estos microorganismos. Sin embargo, se sabe poco sobre la composición y el papel de la microbiota asociada con los pólipos precancerosos.

Imagen: Representación gráfica de la caracterización genómica y funcional de un simbionte mucoso involucrado en el cáncer colorrectal en estadio temprano (Fotografía cortesía de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington)
Imagen: Representación gráfica de la caracterización genómica y funcional de un simbionte mucoso involucrado en el cáncer colorrectal en estadio temprano (Fotografía cortesía de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington)

Un gran equipo de científicos médicos dirigido por los de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington (Seattle, WA, EUA), rastreó a 40 pacientes que se habían sometido a colonoscopias de rutina y les habían tomado biopsias cerca de los pólipos para identificar las bacterias presentes en niveles relativamente más altos en comparación con los de los pacientes que estaban libres de pólipos. Todos los pacientes tenían entre 50 y 75 años y el 60% eran mujeres. El equipo encontró firmas microbianas distintas entre pacientes con y sin pólipos y entre subtipos de pólipos utilizando técnicas de secuenciación y cultivo.

Según los informes, los investigadores encontraron una correlación entre la bacteria común, Bacteroides fragilis no enterotoxigénica recuperada y el nivel de citoquinas inflamatorias en la mucosa adyacente al pólipo. Un análisis adicional reveló que B. fragilis de pacientes con pólipos son bft-negativos, activan NF-κB a través del receptor 4 tipo Toll, inducen una respuesta proinflamatoria y están enriquecidos en genes asociados con la biosíntesis de lipopolisacáridos (LPS). También encontraron que B. fragilis de pacientes con pólipos difería en su capacidad para inducir inflamación en comparación con B. fragilis de individuos sin pólipos.

William R. DePaolo, PhD, profesor asociado de medicina y autor principal del estudio, dijo: “La idea general es que la mayoría de las personas observan el cáncer colorrectal avanzado y piensan en el microbioma, pero es difícil determinar si el microbioma ha cambiado y cuando cambió. Lo que sugieren nuestros datos es que, para sobrevivir en un entorno en el que se producen cambios metabólicos e inflamatorios, un intestino normalmente sano y las bacterias relacionadas pueden adaptarse de tal manera que contribuyan a la inflamación en lugar de suprimirla”.

El Dr. DePaolo sugirió que, si se dispusiera de una prueba de detección para analizar los microbios, incluso antes de que aparezca un pólipo, podría ser un factor clave para reducir las tasas de CCR. El estudio fue publicado el 17 de septiembre de 2021 en la revista Cell Host & Microbe.

Enlace relacionado:
Facultad de Medicina de la Universidad de Washington


Últimas Patología noticias



SEROSEP