Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

LabMedica

Deascargar La Aplicación Móvil

BECKMAN COULTER, INC.

Enfermedad del vapeo se caracteriza por células cargadas de lípidos en los pulmones

Por el equipo editorial de Labmedica en español
Actualizado el 23 Sep 2019
Los exámenes pulmonares de pacientes con enfermedad de vapeo parecen una neumonía viral o bacteriana grave, pero esas pruebas dan resultados negativos. En cambio, el diagnóstico se ha basado en la exclusión de causas conocidas de enfermedades respiratorias similares combinadas con saber que el paciente tiene antecedentes de vapeo.

Los médicos identificaron una característica, no reconocida previamente, de la enfermedad respiratoria, relacionada con el vapeo, que ha surgido en grupos en todo Estados Unidos en los últimos meses. Dentro de los pulmones de estos pacientes hay grandes células inmunes que contienen numerosas gotas aceitosas. Estas células se conocen como macrófagos cargados de lípidos.

Imagen: Los macrófagos cargados de lípidos se encuentran en pacientes con enfermedades respiratorias relacionadas con el vapeo. Los lípidos aceitosos se ven de color rojo (Fotografía cortesía de Andrew Hansen, MD, Centro Médico del Valle del Jordán).
Imagen: Los macrófagos cargados de lípidos se encuentran en pacientes con enfermedades respiratorias relacionadas con el vapeo. Los lípidos aceitosos se ven de color rojo (Fotografía cortesía de Andrew Hansen, MD, Centro Médico del Valle del Jordán).

Los médicos de la Universidad de Utah Health (Salt Lake City, UT, EUA) identificaron los macrófagos cargados de lípidos en los seis casos vistos en el Hospital de la Universidad de Utah. Las células se encontraron en muestras después de realizar un procedimiento llamado lavado broncoalveolar donde el líquido se inyecta en una pequeña sección de los pulmones y luego se recolecta para su examen. El líquido de lavado broncoalveolar (BAL) mostró predominio de neutrófilos (49%) y más de 50% de macrófagos cargados de lípidos por coloración con el aceite rojo O. La tensión con este colorante, hizo que se resaltarán las gotitas aceitosas esparcidas por estas células. Las pruebas de este fluido mediante cultivo y ensayo de reacción en cadena de la polimerasa para detectar bacterias, hongos y virus patógenos no revelaron ninguna evidencia de infección.

La pregunta es si la enfermedad respiratoria de vapeo es un tipo de neumonía lipoidea. A pesar de las similitudes, también hay diferencias. A diferencia de la enfermedad de vapeo, la neumonía lipoide clásica se observa típicamente en personas mayores, causada típicamente por inhalar accidentalmente laxantes a base de aceite. La neumonía lipoidea clásica también se presenta de manera diferente en las radiografías de los pulmones. Será necesario realizar pruebas adicionales para determinar si la enfermedad de vapeo se puede clasificar como un nuevo tipo de neumonía lipoidea.

Scott Aberegg, MD, un neumólogo de cuidados críticos y autor principal del estudio, dijo: “Si bien es demasiado pronto para estar seguro, estos macrófagos cargados de lípidos pueden resultar útiles para confirmar o descartar esta enfermedad. También pueden ser útiles para comprender las razones para esta enfermedad. Estas células son muy características, y no las vemos a menudo. Eso hizo que todos comenzaran a pensar cuidadosamente por qué estaban allí. ¿Recogen los desechos en los pulmones que se introdujeron a través del vapeo? Necesitamos determinar si estas células son específicas para la enfermedad o si también se observan en pacientes vapeadores que no están enfermos y no tienen síntomas. Si solo se ven en pacientes que se enferman, podemos comenzar a hacer algunas conexiones entre lo que vemos en los macrófagos cargados de lípidos y cualquier componente de los aceites de vapeo que puedan causar este síndrome”. El estudio fue publicado el 6 de septiembre de 2019, en la revista The New England Journal of Medicine.

Enlace relacionado:
Universidad de Utah Health


Últimas Patología noticias



GLOBETECH PUBLISHING LLC