Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

LabMedica

Deascargar La Aplicación Móvil
Noticias Recientes COVID-19 Química Clínica Diagnóstico Molecular Hematología Inmunología Microbiología Patología Tecnología Industria

Emplean la citometría de flujo para el diagnóstico de la uretritis masculina

Por el equipo editorial de LabMedica en español
Actualizado el 16 Dec 2020
De acuerdo con las pautas establecidas, el diagnóstico de uretritis no gonocócica debe confirmarse mediante la demostración de leucocitos polimorfonucleares de la uretra anterior observando un frotis uretral teñido con Gram (GSS) o con azul de metileno.

Existen varios métodos para detectar estas infecciones. En los últimos años, han surgido nuevas tecnologías en el campo de la metodología del análisis de orina, que ofrecen oportunidades rápidas y estandarizadas en la práctica clínica diaria. Sin embargo, solo existe información limitada sobre cómo utilizar la citometría de flujo para diagnosticar la uretritis masculina.

Imagen: El analizador de partículas de orina totalmente automatizado UF-500i (Fotografía cortesía de Sysmex Corporation).
Imagen: El analizador de partículas de orina totalmente automatizado UF-500i (Fotografía cortesía de Sysmex Corporation).

Los médicos andrólogos y sus colegas del Hospital Universitario de Tartu (Tartu, Estonia) reclutaron a 306 pacientes varones con uretritis infecciosa causada por Chlamydia trachomatis, Neisseria gonorrhoeae, Mycoplasma genitalium y/o Trichomonas vaginalis. El grupo de control estaba formado por 192 pacientes sin molestias urogenitales, pruebas negativas para C. trachomatis, N. gonorrhoeae, M. genitalium y T. vaginalis en la primera micción y sin inflamación en la primera micción, orina de flujo medio y orina después de un masaje de próstata.

La concentración y el recuento total de glóbulos blancos y bacterias en la orina se analizaron mediante citometría de flujo de la orina. Los análisis se realizaron utilizando un analizador de partículas de orina totalmente automatizado Sysmex UF-500i (Sysmex Corporation, Kobe, Japón). Las infecciones de transmisión sexual asociadas a uretritis (las ITS) se detectaron a partir de la primera micción mediante un método de PCR: ADN de C. trachomatis y N. gonorrhoeae mediante la prueba cobas 4800 CT/NG (Roche Diagnostics, Risch-Rotkreuz, Suiza); ADN de M. genitalium/Mycoplasma genitalium Real-TM; ADN de T.vaginalis por Trichomonas vaginalis Real-TM (Sacace Biotehnologies, Como, Italia).

Los investigadores informaron que la infección más prevalente fue por clamidia (64,1%), seguida de Mycoplasma genitalium (20,9%), gonorrea (7,8%) y tricomoniasis (1,6%). La gonorrea causó el recuento más alto de leucocitos/bacterias en la citometría de flujo, seguida de clamidia y Mycoplasma genitalium. Trichomonas vaginalis mostró una inflamación casi ausente en la primera micción. Utilizando un umbral diagnóstico empírico de citometría de flujo para uretritis en la primera micción (leucocitos ≥ 15/μL y bacterias ≥ 20/μL), la sensibilidad total calculada fue superior al 90%. Sin embargo, al aplicar dichos criterios para decidir si se debe realizar o no una PCR en orina de primera micción para C. trachomatis, N. gonorrhoeae, M. genitalium y T.vaginalis, el equipo podría pasar por alto 23 casos de uretritis infecciosa que representa el 7,5% de todos los casos demostrados.

Los autores concluyeron que la infección por C. trachomatis (CT) es la ITS asociada a uretritis más prevalente entre los hombres que consultan a un andrólogo, seguida de infección por M. genitalium (MG). Una fuerte reacción inflamatoria acompañada de una alta concentración bacteriana en la primera micción, según lo revelado por la citometría de flujo, es altamente predictiva de infección por NG (sensibilidad> 95%), mientras que la sensibilidad de este método permanece ligeramente menor para CT y MG (> 92%) y muy bajo para T. vaginalis, que ocurre con poca frecuencia. El estudio fue publicado el 2 de diciembre de 2020 en la revista PLOS ONE.

Enlace relacionado:
Hospital Universitario de Tartu
Sysmex Corporation
Sacace Biotehnologies


Últimas Microbiología noticias