Thermo Fisher Scientific

Eliminan prueba común para diagnosticar ataques cardíacos

Por el equipo editorial de Labmedica en español
Actualizado el 12 Sep 2017
Las enfermedades del corazón siguen siendo la principal causa de muerte en hombres y mujeres en los EUA; y cada año 735.000 estadounidenses sufren ataques al corazón que dañan el músculo cardíaco, y de ellos, unos 120.000 mueren.
 

Imagen: Una prueba de diagnóstico rápido para la determinación de los niveles elevados de CK-MB en la sangre, que algunos científicos sugieren puede ser innecesaria (Fotografía cortesía de Response Biomedical).
Imagen: Una prueba de diagnóstico rápido para la determinación de los niveles elevados de CK-MB en la sangre, que algunos científicos sugieren puede ser innecesaria (Fotografía cortesía de Response Biomedical).
Alrededor de uno de cada cinco ataques cardíacos son silenciosos, ya sea opresión o dolor en el pecho, mareos, náuseas y fatiga son buenas razones para buscar una evaluación inmediata. Entre las herramientas de diagnóstico para detectar ataques cardíacos se encuentran los análisis de sangre que miden los niveles de varias proteínas liberadas al torrente sanguíneo cuando las células del corazón se lesionan. Dos de estos biomarcadores son la troponina cardíaca y la creatina quinasa-banda de miocardio (CK-MB).
 
Los científicos de la Escuela de Medicina de la Universidad Johns Hopkins (Baltimore, MD, EUA) y de la Clínica Mayo (Rochester, MN, EUA) compilaron pruebas revisadas por pares y elaboraron una guía diseñada para ayudar a los médicos y centros médicos a detener el uso de una prueba de sangre ampliamente ordenada que no agrega valor en la evaluación de pacientes con sospecha de ataque al corazón.
 
Las implicaciones clínicas y financieras de las instituciones que continúan el uso de las pruebas de CK-MB son significativas, dicen los autores, que estiman que todos los análisis de sangre para diagnosticar ataques cardíacos agregan 416 millones de dólares cada año al costo de la atención. El equipo también cita estudios que muestran que además de su valor diagnóstico, la prueba de troponina es un predictor más definitivo de la mortalidad hospitalaria y de la gravedad de la enfermedad. Las pautas profesionales concluyeron que la CK-MB no proporciona ningún valor adicional para el diagnóstico de ataques cardíacos. Se encontró que el 77% de casi 2.000 laboratorios en los EUA; todavía usan la CK-MB como un biomarcador de daño cardíaco.
 
Jeffrey Trost, MD, profesor asistente de medicina y el autor correspondiente del estudio, dijo: “Este artículo es el primero de una serie de publicaciones colaborativas multiinstitucionales diseñadas para conectar el conocimiento con la práctica de alto valor. Presentamos múltiples iniciativas de mejora de la calidad que eliminaron con seguridad la CK-MB para brindar seguridad a los proveedores sobre la importancia de confiar en los niveles de troponina cuando se manejan pacientes con sospecha de síndrome coronario agudo”. El estudio se publicó el 14 de agosto de 2017 en la revista JAMA Internal Medicine.
 

Últimas Diagnóstico Molecular noticias