Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

LabMedica

Deascargar La Aplicación Móvil
Noticias Recientes COVID-19 Química Clínica Diagnóstico Molecular Hematología Inmunología Microbiología Patología Tecnología Industria

Nueva prueba mide la respuesta de células T y anticuerpos al SARS-CoV-2 en una sola muestra de sangre

Por el equipo editorial de LabMedica en español
Actualizado el 26 Nov 2021

Una prueba desarrollada recientemente puede medir tanto la respuesta de células T como de anticuerpos al SARS-CoV-2 en una sola muestra de sangre.

El método único, desarrollado por científicos de la Universidad de Cardiff (Cardiff, Reino Unido) en colaboración con la empresa de biotecnología ImmunoServ Ltd. (Gales, Reino Unido), también se puede utilizar para medir la respuesta inmune provocada por la vacunación y la infección previa. La prueba de anticuerpos se consideró crucial para aliviar el bloqueo durante la pandemia, pero los anticuerpos son solo un brazo de la respuesta inmune del cuerpo y, en algunas personas, esta respuesta es débil y de corta duración. Los científicos creen que la inmunidad de las células T juega un papel mucho más importante en la protección de las personas de futuras infecciones, sin embargo, las pruebas a gran escala han demostrado ser más desafiantes.


Imagen: Dr. Martin Scurr realizando la prueba (Fotografía cortesía de la Universidad de Cardiff)
Imagen: Dr. Martin Scurr realizando la prueba (Fotografía cortesía de la Universidad de Cardiff)

En su estudio, los investigadores tomaron una pequeña muestra de sangre de individuos de todas las edades, 68 con cáncer subyacente y 231 donantes sanos. Estimularon las células T con pequeños fragmentos del virus llamados péptidos; las células T reconocen estos péptidos si el individuo ha sido previamente infectado (o vacunado) y producen sustancias químicas llamadas citoquinas que pueden medirse fácilmente. El estudio también monitoreó el tamaño de las respuestas de las células T y los anticuerpos en un grupo de individuos evaluados antes, durante y después de la campaña de vacunación contra la COVID-19 en el Reino Unido. Si bien se requirieron ambas dosis de vacuna para maximizar la respuesta de las células T contra el virus, el estudio encontró que los individuos previamente infectados solo requerían una dosis para lograr respuestas inmunes comparables.

La prueba resultó ser más útil para monitorear las respuestas inmunes en pacientes considerados con mayor riesgo de COVID-19, incluso después de la vacunación. El estudio encontró que la segunda dosis de vacuna era esencial para los pacientes con cáncer. Entre los pacientes con cáncer reclutados para el estudio, dos dosis indujeron respuestas de anticuerpos y de células T a niveles equivalentes a los de donantes sanos. Sin embargo, está claro que en algunos pacientes con cáncer hay una caída dramática de las respuestas inmunes a los tres meses, no observada en los controles sanos, y destaca la importancia de monitorear estas respuestas. El equipo de investigación ahora también controlará si las respuestas de células T y anticuerpos inducidas por la vacunación pueden proteger contra las variantes mutantes del SARS-CoV-2, incluida la variante Delta.

“Las tasas de infección por COVID-19 siguen siendo alarmantemente altas, y es evidente que la infección incluso después de la vacunación es un problema. Para ayudar a controlar futuros brotes e identificar a las personas en riesgo, es importante comprender la composición exacta de la respuesta inmune al COVID. Nuestra prueba detecta con precisión tanto la respuesta de las células T como de los anticuerpos al virus en una muestra de sangre. Juntos, estos indicadores representan una poderosa medida de inmunidad contra la COVID-19”, dijo el Dr. Martin Scurr, investigador asociado de la Facultad de Medicina de la Universidad de Cardiff y autor principal del estudio. "La prueba puede estar ampliamente disponible, es fácil de emplear y rentable, y debería desempeñar un papel muy útil en el seguimiento de esta pandemia, por ejemplo, identificando a las personas con una mayor necesidad de inyecciones de refuerzo".

Enlaces relacionados:
Universidad de Cardiff
ImmunoServ Ltd.


Últimas COVID-19 noticias



SEROSEP