Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

LabMedica

Deascargar La Aplicación Móvil
Noticias Recientes COVID-19 Química Clínica Diagnóstico Molecular Hematología Inmunología Microbiología Patología Tecnología Industria

Medicamento oral que puede restaurar la función pulmonar en la COVID-19 podría complementar la vacuna contra el coronavirus

Por el equipo editorial de LabMedica en español
Actualizado el 30 Dec 2020
Se ha demostrado que un medicamento oral restablece la función pulmonar en la COVID-19 durante los ensayos clínicos, sugiriendo que podría convertirse en un complemento importante de las vacunas contra el coronavirus para combatir la pandemia en curso.

Vicore Pharma Holding AB (Gotemburgo, Suecia), informó un análisis de datos ampliado para dar seguimiento a los alentadores datos de primera línea del estudio ATTRACT (Ensayo del Agonista del Receptor de la Angiotensina II Tipo Dos en la COVID-19), reportado el 8 de diciembre de 2020. Los datos ampliados muestran restauración de la función pulmonar en la COVID-19 con el fármaco candidato principal oral de la compañía, C21, que es el primer agonista del receptor de angiotensina II tipo 2 de bajo peso molecular (AT2R), disponible por vía oral, que activa el “brazo protector” del sistema renina-angiotensina (RAS). El compuesto ha mostrado efectos sólidos en cortes de pulmón de FPI humano, y recientemente comenzó un estudio de prueba de concepto de Fase 2 en la FPI. Dado que el agonismo de AT2R tiene potencial terapéutico en una serie de indicaciones adicionales con importantes necesidades no satisfechas, Vicore Pharma intensificó los esfuerzos para desarrollar moléculas de seguimiento patentadas con diferentes perfiles.

Ilustración
Ilustración

En el estudio ATTRACT, un ensayo aleatorizado, doble ciego y controlado con placebo, se reclutaron un total de 106 pacientes hospitalizados con un diagnóstico de infección por coronavirus SARS-CoV-2 (confirmado por la prueba de reacción en cadena de la polimerasa) y signos de una infección respiratoria aguda pero que no requirieron ventilación mecánica. Los pacientes fueron aleatorizados para recibir tratamiento oral con C21 (100 mg) o placebo durante siete días además del estándar de atención (elección del médico) con un seguimiento después de 7-10 días.

El estudio encontró que C21 redujo gradualmente el riesgo de los pacientes que necesitaban suplementos de oxígeno con reducciones del 40% al final del tratamiento de 7 días y del 57% (p = 0,014) el día 8, después del inicio del tratamiento. Al final del ensayo, aproximadamente una semana después de la última dosis de C21, el efecto fue aún más pronunciado, pues solo un paciente en el grupo C21 seguía requiriendo suplementos de oxígeno en comparación con 11 pacientes en el grupo placebo, una reducción de >90 %. En el subgrupo de pacientes que necesitan suplementos de oxígeno (aproximadamente 30 pacientes por grupo de tratamiento), C21 produjo una mayor reducción de la PCR (proteína C reactiva) que en el grupo de placebo, un efecto que fue estadísticamente significativo al nivel predefinido del 10%. Como se informó el 8 de diciembre, hubo una clara tendencia de C21 a reducir el número de pacientes que necesitan ventilación mecánica y una tendencia de C21 a reducir la mortalidad. Los datos también mostraron que el tratamiento era seguro y bien tolerado.

La menor necesidad de suplementación con oxígeno indica que C21 detiene los procesos patológicos inducidos por el virus en las vías respiratorias distales y, por lo tanto, restaura la función pulmonar. La mejora se desarrolló gradualmente y se hizo más pronunciada después del período de tratamiento; los resultados sugieren que C21 también puede ser capaz de prevenir el daño respiratorio causado por el virus y, al hacerlo, el desarrollo de la COVID-19.

“El incidente crítico en la COVID-19 que hace que esta enfermedad sea diferente a un resfriado común es la progresión a las vías respiratorias distales con dificultad respiratoria y la subsecuente necesidad de suplementos de oxígeno”, dijo Carl-Johan Dalsgaard, director ejecutivo de Vicore Pharma. “Nuestros datos muestran claramente que C21 puede restaurar la función pulmonar administrada además de los esteroides y normalizar el intercambio de gases. Un medicamento oral seguro con tales propiedades puede convertirse en un complemento importante de las vacunas para combatir la pandemia”.

Enlace relacionado:
Vicore Pharma Holding AB


Últimas COVID-19 noticias